Finalizó el alcantarillado que “aliviará” el caudal del Lagunita y hay tránsito habilitado

 

 

La Municipalidad de Guaymallén concluyó la construcción del alcantarillado en la intersección de las calles Mitre y Mathus Hoyos. El trabajo fue realizado para aliviar el caudal del canal Lagunita y derivar aguas –a esa altura- hacia el Cacique Guaymallén.

 

En ese lugar, la comuna ejecutó la construcción de un ducto completamente revestido en hormigón, con paredes verticales y fondo de base con 15 centímetros de espesor para cada caso, a fin de asegurar la resistencia al caudal. En tanto, la losa superior de la traza –que soporta el tránsito vehicular- cuenta con 20 centímetros de espesor, también en hormigón.

 

Este trabajo forma parte de la obra hídrica integral que Guaymallén lleva adelante en toda su cuenca noroeste. La captación de líquidos pluvioaluvionales provenientes del sistema hídrico de Pedro Molina se está realizando por varios canales. Uno de los más importantes es el construido en calle Mitre. Para que estas aguas no deriven en su totalidad en el Canal Lagunita (principal colector) se vinculó al canal de Mitre, con el de calle Teniente Primero Ibáñez. Esa vinculación se realiza por medio de un alcantarillado que cruza el carril Mathus Hoyos.

 

Esta alcantarilla permitirá que las aguas colectadas por el canal de Mitre se deriven, vía Teniente Primero Ibáñez, hacia el canal Cacique Guaymallén, aliviando de esta forma la posibilidad de un colapso del Lagunita, en días de lluvias intensas.