Espectacular cierre de Paseo Sinfónico 2017

El objetivo de llevar música de altísima calidad a los espacios verdes fue sin dudas alcanzado la noche del domingo. El cierre de Paseo Sinfónico será muy recordado por la gran cantidad de público que colmó el parque Unimev para disfrutar de la actuación de la Orquesta Filarmónica de Mendoza y de otros artistas que subieron al escenario montado en el espacio verde. Los puestos de comidas, cervezas artesanales y espumantes terminaron por completar una oferta única.

Tal como estaba programado, este domingo la protagonista fue la música clásica (las dos primeras jornadas estuvieron dedicadas al rock y al jazz). Los alumnos del Programa de Canto de la Universidad de Congreso fueron los encargados de abrir el gran escenario. Dirigidos por las profesoras Ana María D`amico y Verónica Cangemi, una decena de jóvenes se destacaron con sorprendentes actuaciones individuales y grupales. Luego, las sopranos Griselda López y Belén Louet impactaron al público con sus voces y dejaron al público expectante por lo que venía.

Una fuerte apuesta por lo audiovisual con la técnica de mapping sirvió como intermezzo para lo que venía. Y ya el clima era el ideal para el plato fuerte: la presentación de la Orquesta Filarmónica de Mendoza. Bajo la dirección del Maestro Gustavo Fontana, la agrupación tuvo una actuación soberbia. Una ovación tras otra y de pie fue lo que se llevó la formación local que está cumpliendo 25 años. La platea que colmó calle Nobel casi de punta a punta y la multitud que siguió la presentación de la Orquesta Filarmónica de Mendoza despidieron el espectáculo de pie y pidiendo bises.

Un paseo a la altura

Aunque la música fue la protagonista de Paseo Sinfónico 2017, una vez más, la oferta gastronómica dejó en claro lo que Guaymallén tiene para ofrecer cada vez que hay en agenda un evento convocante y que se ha vuelto un sello.  Sabores típicos, producciones artesanales de cervezas para todos los paladares y emprendimientos artesanales.

Mesas, livings, y amplios patios de comidas estuvieron desplegados en muchos rincones del paseo, para que el público estuviera cómodo y el disfrute fuera completo.

Paseo Sinfónico fue la antesala del gran evento con el que Guaymallén cerrará este 2017: Burbujas y Sabores. Sobre calle Houssay hubo una carpa en la que se concentraron bodegas locales, como para palpitar lo que será B&S, entre el 9 y el 16 de diciembre.